Dentro de un marco histórico la religión de Brasil presenta una diversidad  de creencias que están delineadas por un sincretismo.

Brasil es uno de los países más religiosos del mundo, donde el 90% de su población sigue un determinado dogma.

Desde 1988, la Constitución estableció la libertad de culto prohibiendo cualquier tipo de intolerancia religiosa.

A pesar de ello, la religión en Brasil, es un asunto tan serio para sus ciudadanos, que a partir de las creencias se establecen relaciones.

Principales doctrinas en la religión de Brasil.

Las doctrinas más importantes en la religión de Brasil son las siguientes:

Principales doctrinas en la religión de Brasil

  • Catolicismo: los brasileños son esencialmente católicos debido a la herencia religiosa introducida por los portugueses durante la conquista.

Siendo considerado el país con mayor cantidad de católicos en el mundo, la Iglesia Católica desempeña un papel importante en la estructura social y política.

Las tradiciones católicas más populares son la peregrinación de la patrona Nuestra Señora Aparecida y la Fiesta del Divino Niño.

Principales doctrinas en la religión de Brasil.

  • Protestantismo: incluye religiones cristianas como luteranas, anglicanas, calvinistas, anabaptistas, batistas, metodistas y adventistas que conforman un 22% de la población.

Adicionalmente la religión de Brasil posee otras corrientes cristianas como la Iglesia Mormona, Testigos de Jehová y Pentecostal.

Uno de los movimientos que ha tenido mayor auge dentro de estas corrientes ha sido el neo-pentecostal, representado por la Iglesia Universal del Reino de Dios.

Otras creencias en la religión de Brasil.

Otras creencias en la religión de Brasil

En la religión de Brasil hay creencias populares como el espiritismo, que representa una doctrina moral para ayudar a otros.

La nación brasilera también recibió el legado de la cultura africana durante la época de la colonia, que dio origen a religiones como umbanda y candomblé, que combinan tradiciones indígenas, africanas, católicas y espiritistas.

Otras religiones minoritarias arraigada por inmigrantes incluyen al budismo, islamismo, judaísmo y el sintoísmo.